Huevo de Dinosaurio?

Hace unos días recibimos un regalo: un Huevo de Dinosaurio. Se trata de un juguete que consiste en un huevo que tenemos que introducir en agua durante unos días y observar lo que sucede. Al cabo de dos o tres días el cascarón comienza a agrietarse y después de unos días más empieza a asomar ligeramente el bebé dinosaurio. Al cabo de unos diez días, ya podemos retirar prácticamente todo el cascarón dejando todavía el dinosaurio sumergido en el agua, donde seguirá creciendo hasta alcanzar el tamaño final.

huevo de dinosaurio evolucion

Pese a lo sencillo de la idea, el Huevo de Dinosaurio es un juguete que realmente ha fascinado a los chicos y los ha tenido pendientes del huevo durante muchos días. Realmente lo han observado como si de aquel huevo fuera a salir una criaturita de carne y hueso y lo han mimado y cuidado con todo cariño.

Para convertir este seguimiento en un verdadero proyecto científico, podemos empezar por intentar adivinar qué sucederá con el huevo de dinosaurio al ponerlo en agua, preguntar por qué creen que va creciendo y llevar un registro de la evolución (fotografías o dibujos). Cuando finalmente el dinosaurio sale completamente del cascarón, nosotros lo pesamos y medimos durante los días que continuó en agua para observar cómo iba aumentando de longitud y de peso. Quizás habríamos debido empezar por pesar el huevo al principio del experimento. Si después de salir el dinosaurio del cascarón, dejamos secar los restos del cascarón y los pesamos, podemos estimar el peso inicial del dinosaurio en el interior del huevo, y compararlo después con su peso final.

experimento huevo de dinosaurio

Cuando finalmente vimos que ya no aumentaba de tamaño, lo sacamos definitivamente del agua, y continuamos tomando medidas de peso y longitud…hasta que perdimos interés y el dinosaurio quedó abandonado en una estantería. Pero hace unos días lo recuperamos y después de ver lo pequeñito que había quedado, los chicos han decidido ponerlo de nuevo a “remojo” para que vuelva a hacerse grande…¿lo conseguirán finalmente?

¿Por qué?

Cuando el huevo está sumergido en el agua, ésta penetra en el interior, ya que la cáscara está hecha de un material poroso. El dinosaurio escondido en el interior está hecho de un polímero super-absorbente, que es un material que es capaz de absorber hasta 80 veces su peso en agua. Al ir haciéndolo día a día, aumenta de tamaño y acaba por romper la cáscara. Al sacarlo del agua, comienza a secarse y perder agua hasta recuperar de nuevo su tamaño inicial en el interior del huevo. Al volver a ponerlo en agua, comenzará a absorberla y crecer de nuevo.

Este es un experimento realmente divertido para llevar a cabo en casa y en el que los niños realmente realizan una tarea de investigación y captura diaria de datos como verdaderos científicos. Si queréis pasar otro rato estupendo con estos polímeros super-absorbentes, os recomendamos experimentar con un pañal. La diversión está asegurada!!

 
¡Compártenos y consigue el PDF!
Compártenos en FaceBook o Twitter y podrás descargarte la versión en PDF imprimible de esta entrada. Sólo tienes que hacer click en alguno de los siguientes botones y seguir el proceso... ¡Gracias por anticipado!

2 Comentarios

  1. ana

Deja un Comentario

Pásate por nuestro nuevo canal en Youtube ¡Cada semana un nuevo experimento en video!
+