¿Por qué Nuestra voz Grabada Suena Diferente?

Seguramente alguna vez habréis escuchado vuestra voz a través de una grabación y habréis pensado al hacerlo que vuestra voz suena diferente. Incluso os habrá costado reconoceros porque os parece más aguda, más chillona en la grabación que la que estáis acostumbrados a oír habitualmente, ¿verdad?

¿Sabéis por qué sucede esto? Resulta que cuando escuchamos la grabación de nuestra voz estamos escuchando el sonido que llega a nuestros oídos a través del aire. Mientras que cuando escuchamos mientras hablamos, nuestra propia voz nos llega por un lado también “desde fuera” a través del aire, pero por otro lado la vibración se transmite desde las cuerdas vocales a través de nuestros huesos y tejidos llegando directamente al oído “desde dentro”. Además nuestros huesos mejoran las vibraciones de baja frecuencia, lo que hace que percibamos nuestra voz más grave que cuando la escuchamos sólo a través del exterior, a través del aire.

¿Queréis realizar un sencillo experimento para comprobar cómo las ondas sonoras se propagan de forma diferente en el aire y en un medio sólido (como nuestro cuerpo por ejemplo)?

Necesitáis una percha metálica (en realidad se puede utilizar cualquier objeto similar de metal) y dos trozos de cuerda delgada. Atamos un trozo de cuerda a cada extremo de la percha. Cogemos los extremos libres de las dos cuerdas y los enrollamos sobre nuestros dedos índice.

experimento_sonido_solidos_1

Comprobamos primero lo que sucede cuando el sonido viaja por el aire. Golpeamos la percha metálica sobre otro objeto: una mesa, la pared, un radiador, etc. y escuchamos el sonido que se produce. En este caso percibimos la vibración del sonido transmitida hasta nuestros oídos sólo a través del aire.

Ahora metemos los dos dedos sobre los que hemos enrollado la cuerda en las orejas y golpeamos de nuevo la percha sobre otro objeto….

experimento_sonidos_solidos_3

experimento_sonidos_solidos_2

¿Cómo ha cambiado el sonido respecto a lo que oíamos antes?…Veréis que en este segundo caso el sonido llega a nuestros oídos mucho más fuerte y más grave. Como si resonaran unas campanas en nuestra cabeza. Y es que la vibración de la percha se transmite a través de objetos sólidos: de la cuerda primero, después a través de nuestros dedos y de los huesos de la cabeza y finalmente llega al oído, de forma mucho más eficiente que la vibración transmitida sólo a través del aire.

Si queréis ampliar el experimento, podéis probar a cambiar el tipo de cuerda, o golpear con algún objeto diferente a la percha, incluso con otros materiales no metálicos. ¿Cómo afectan cada una de estas variables a las características del sonido que percibimos?

 
¡Compártenos y consigue el PDF!
Compártenos en FaceBook o Twitter y podrás descargarte la versión en PDF imprimible de esta entrada. Sólo tienes que hacer click en alguno de los siguientes botones y seguir el proceso... ¡Gracias por anticipado!

3 Comentarios

  1. Maria Teresa
  2. tatiana rojas

Deja un Comentario

Pásate por nuestro nuevo canal en Youtube ¡Cada semana un nuevo experimento en video!
+